in

La mejor actuación en Buenos Aires

El título de Mendoza Deportes sintetizó el desarrollo en Vicente López.

Hoy repasamos el 10mo partido de Huracán en el Torneo Nacional 1981. Fue en Buenos Aires, ante Platense.

Platense 2 – Huracán 1

El Globo le jugó de igual a igual a los Calamares y no debió perder. Firme en defensa (Isidoro Celucci el punto más alto), creativo en el medio con Lapuente y Martín y agresivo arriba por Peralta y Nicollier. La primera media hora fue Azuloro con dos situaciones muy claras: Víctor Nicollier desvió ante Biasutto y el arquero le sacó un disparo de gol al Bony Martín. Sin embargo, en la única llegada, Platense marcó: escapó Ramón Bóveda, centró y Viscovich la bajó para Grimoldi que venció a Bertani. Muy buen gol. Cuando se esfumaba la fracción, Peralta puso un pase al vació y sorprendió José Luis Lapuente que quebró la defensa local y envió a la red.

En el complemento, Eduardo Grispo mandó a los suyos a meter a Huracán en su área y, a los nueve, marcó el Baby Cortés de penal (falta de Lito Álvarez a Cincunegui). Cuatro minutos más tarde, el propio Cincunegui se tiró ante la marca de Celuci y Julio Barraza se equivocó al sancionar la falta. Ejecutó Cortés tirando por sobre el travesaño.

En los últimos treinta dominó Huracán con aproximaciones y situaciones que exigieron al fondo Calamar. Biasutto sacó dos con destino de red: una al sanjuanino Pereyra y otra (una impresionante volea) a Nicollier.

Hasta el próximo partido.

Por Roberto Armando Bravo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Lo que quedó de Rincón – Pedal

La pelea también es por el agua