in

Fácil para la Lepra

Una de las formaciones de Huracán en el Nacional 1981.De pie: Pedro Fóppoli, Héctor O. García, Antonio Anselmo Montes, Ángel Quiles, Emilio Pollero, José Álvarez. Hincados: Enrique E. Brandán, Víctor Nicollier, Walter Martín, Hugo Olmos, Walter Llentilín (C).

Ayer se cumplieron 35 años del último partido que Huracán disputó en el Torneo Nacional 1981. Fue en avenida Mitre, ante la Lepra rosarina.

Huracán 0 – Newell’s Old Boys 4

Un día como hoy, Huracán jugó su último partido en el Torneo Nacional 1981. Fue en avenida Mitre, ante la Lepra rosarina.

Newell’s fue muy superior a un Globo que nunca no le encontró la vuelta al partido. Los Rojinegros dominaron a voluntad a partir del juego de tres juveniles que, con el tiempo, serían figuras: Juan Manuel Llop, Gerardo Martino y el debutante Jorge Gábrich que metió dos goles en un minuto sobre el epílogo.

Antes hubo un desarrollo anodino ya que no hubo nada importante en juego. En ese contexto, y promediando la fracción inicial, Ramos y Petti habían marcado uno tras otro. Los Azuloro también contaron con dos oportunidades frustradas por Civarelli.

El Globo sintió las ausencias de Olmos y Llentilín en la gestación, por lo que Pereyra, Hernández y Nicollier quedaron aislados.

La diferencia final fue excesiva, aunque el buen trabajo de Rubén Bertani dejó en claro nuevamente la diferencia de contundencia entre los directamente afiliados a A.F.A. y los del Interior.

A la hora del balance final, resultados al margen, lo de Huracán conformó; nunca resultó sencillo armar un equipo, más allá de la capacidad de las individualidades.

Aun así, y pese a la diferencia de categoría, el Globo voló alto en muchos partidos, fundamentalmente los que disputo como local.

El aplauso final premió la actitud con que se enfrentó el nada fácil desafío de jugar en Primera División.

Huracán escribió otra página brillante de la rica historia del fútbol sanrafaelino.

Fin de la historia escrita por Huracán en el Torneo Nacional 1981. Hemos recorrido cada partido del Globo. Gracias por acompañarnos en él.

Por Roberto Armando Bravo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

San Luis: protesta a Malargüe

Volvió a desplegar las alas