in

Mundial ’78: 40 años – solo un trámite

La realización del Mundial ˈ78 estimuló en los periodistas el deseo de estar presentes para no perderse el acontecimiento deportivo más importante de la historia argentina.

En el caso de los sanrafaelinos, Mendoza estaba cerca y Córdoba y Rosario no muy lejos. Hasta Buenos Aires estimaban accesible. El fixture indicaba que se presentarían en el Estadio Mundialista de Mendoza verdaderas potencias como por ejemplo Holanda, último subcampeón tras perder la final del ˈ74 con Alemania. Más aún: Holanda se alojaría en nuestra provincia en el por entonces novísimo y maravilloso Hotel de Potrerillos. Otros que prometían eran Escocia y Perú.

La cuestión era que, para cumplir con ese anhelo profesional impregnado de sueños futboleros, debían estar acreditados. Se preguntaban qué no tendrían que hacer. Como Lo Primero es lo Primero comenzaron por averiguar.

Acreditación para el Mundial Argentina 1978.

Los datos los llevaron a una oficina que funcionaba en calle Peltier del Barrio Cívico en la ciudad de Mendoza. ¿Los requisitos? contrario a lo que Arnoldo Avena, César Robles, Tito López y Roberto Armando Bravo imaginaban, se reducían a la solicitud de un medio para las coberturas (del sur mendocino, LV4).

 Ya en aquellas oficinas, luego de presentar el documento de identidad, cumplimentar un formulario con los datos personales y poner la mejor cara para la foto (aunque por lo visto no sirviera de mucho) les entregaron la acreditación. Después de tanta incertidumbre, no más que un simple trámite.

Por Roberto Armando Bravo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Sanciones del Tribunal de Penas

Rincón del Atuel, clasificado al Regional Amateur 2019