in

Un Virrey En San Rafael

Roberto Carrizo, Carlos Bianchi y Raúl López.

Uno conoce al Carlos Bianchi D.T. y otros también al ex jugador. Lo que tal vez ninguno conozca bien es al Bianchi persona. No obstante, da la impresión de ser uno de esos tipos que hacen de la amistad un culto.

Nos remontamos a 1981 para recordar que la presencia de Vélez Sarsfield, enfrentando a Huracán en San Rafael, inauguró el certamen Nacional.

En aquel equipo, además de Bianchi, jugaba Abel Moralejo. Da la impresión que desde entonces forjaron una amistad, ya que no hicieron inferiores juntos (Bianchi seis años mayor). Con el correr de los años, ambos abrazaron la profesión de Directores técnicos.

Roberto Carrizo, Carlos Bianchi y Raúl López.

En 1999, El Virrey se consagró campeón con Boca y al día siguiente, respondiendo a una invitación de su amigo Abel Moralejo (dirigía a Huracán en el Argentino “A”) vino a San Rafael; tras él, una legión de periodistas deportivos de los principales medios porteños y de otros lugares. Impensado pero cierto.

Seguramente los destinos que se le presentaron al entrenador hiperganador delos años noventa fueron muchos, pero “Amigos son los amigos”.

Por Roberto Armando Bravo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

El mejor comienzo

Sábado con cuatro partidos