in

Pedro Millán: levántate y anda

A principios de años se veía retirado por una lesión en su tendón de Aquiles. Se recuperó a fuerza de trabajo y, a los treinta y ocho años, no solo ascendió con Independiente Calle Larga sino que fue el goleador del equipo. Su presente, cómo sigue su carrera y más, en la nota.

Acaba de subir a la “A” con los Rojos y aún se le nota la emoción en la forma de respirar, agitada.

“Mi tendón de Aquiles se inflamaba y no podía entrenar bien” dice, al tiempo que agrega: “esto tiene un significado especial porque allá por febrero era un exfutbolista; fui poniéndome bien, de menos a más, y terminamos en un nivel bárbaro”.

Somos justos Campeones. Pedro Millán – delantero de Independiente Calle Larga

Millán fue el máximo anotador del equipo, con dieciséis goles. “Los primeros partidos no jugaba y siempre esperaba mi chance”, indica.

A la hora de elegir uno de sus gritos en el certamen, reconoce: “el gol que le hice a San Martín en cancha de Goudge (casi desde la mitad de la cancha) fue muy bonito”.

Pedro Millán. Fue el goleador de Independiente Calle Larga con dieciséis años.

Fuimos el equipo más goleador. Cuando tenés gol de mitad de campo hacia adelante es todo más fácil. Pedro Millán – delantero de Independiente Calle Larga

¿Hasta cuándo se ve jugando?

Román (Riquelme) jugó hasta los cuarenta (risas); hoy estoy muy contento porque cuando uno cumple treinta el objetivo es retirarse por los propios medios y no que lo haga una lesión. A fin de año analizaré cómo estoy.

El club tenía que adaptarse nuevamente a la Liga. Pedro Millán – delantero de Independiente Calle Larga

Antes de iniciar el torneo, ¿se imaginaba ascendiendo?

El objetivo de todos los equipos que están en la “B” es ascender, pero no me lo imaginé nunca. En febrero había muchos chicos de 5ta División que debían adquirir experiencia y el club tenía que adaptarse nuevamente a la Liga.

A fin de año analizaré cómo estoy. Pedro Millán – delantero de Independiente Calle Larga

Cuando se lo consulta por algún aspecto que considera fundamental para que Independiente haya logrado ascender, expresa: “el grupo humano; el cuerpo técnico armó un grupo bárbaro”.

Se lo dedico a la gente de Calle Larga, a los dirigentes y felicito a Las Paredes porque es un gran equipo. Pedro Millán – delantero de Independiente Calle Larga

En el partido definitivo ante Las Paredes, y tras poner el resultado 4-2, frenó a sus compañeros que lo querían atrapar para celebrar, se arrodilló en el piso y miró al cielo: “se lo dediqué a mi viejo y mi hermano que me apoyan desde el cielo; seguramente están muy felices”, confía respecto a la dedicatoria.

Emocionado. Mauro Maya le ayuda a reincorporarse tras poner el 4-2 frente a Las Paredes y dedicarle el tanto a su padre y hermano que “me apoyan desde el cielo”.

También se acuerda de sus hermanos, su mamá (“es lo mejor que tengo”), su hijo Lautaro y su novia.

No se olvida de nadie, tampoco de cómo hacer goles. A los treinta y ocho no se dio por vencido y en poco tiempo decidirá si sigue jugando. Las redes esperan que sí.

Por Roberto Bravo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

El Religioso también manda

Programación para sábado y domingo